Cordialidad y una sonrisa para el mundo

Hola mundo!!

Me desaparecí un poco de aquí, el cierre de mes en el trabajo siempre es de locos, además no quería subir algo solo por no abandonar, preferí esperar a darme un respiro y sentarme tranquilamente a escribir. Fue así como en esos días de locos surgió el tema para este post: la cordialidad.




La cordialidad, es el valor que nos permite entablar y mantener buenas relaciones con los demás.

Cordialidad, es un sinónimo de amabilidad. Una persona cordial, es la que comprende las diferentes culturas y aplica el respeto para tratar a cualquier persona.

Cuando somos cordiales, lo que hacemos es volver sólidas nuestras relaciones con el mundo, para así recibir por medio de la atracción el bien que anhelamos.

Creo sinceramente que hace muchas generaciones atrás se perdió el que tu familia te inculque ser cordial y amable.


Recuerdo cuando era niña nuestros papás nos enseñaron a mi hermano y a mí a llamar con el título de tratamiento a toda mujer como señorita, sin importar su estado civil o edad, a pedir las cosas por favor, dar las gracias, a sonreír, dar los buenos días, pedir permiso para entrar a algún lugar o para tomar alguna cosa que no es nuestra, a respetar, a dar el asiento en el autobús, abrir la puerta, a ceder el asiento, a poner la basura en su lugar, a nuestros tíos y mayores tratarlos de "usted", pertenezco a esa generación que creció tratando bien a todas las personas, animales y a las cosas.

Me da tristeza que hoy en día los mismos adultos, esa misma generación que creció conmigo se haya olvidado de todo eso y que los niños hoy en día no sepan lo importante que es eso y no para que te agradezcan los demás, sino para sentirse bien consigo mismos.

Hoy vas al cine y los adolescentes tienen los pies sobre los asientos sin importar si molestan a la persona que está sentada ahí, en el camión ver que las mismas mamás les dicen a los niños que tiren la basura por la ventanilla o simplemente en el suelo. Yo recuerdo que mi mamá nos decía que la pusiéramos en nuestros bolsillos y llegando a casa al bote de basura, son cosas que aún siendo adultos jamás las olvidas.


Está en nosotros tener un mundo mejor, como personas civilizadas, no somos más ni menos unos que otros, todos somos seres humanos, no importa nuestro estatus social (que esta clasificación ni debiera existir en el mundo), origen, país, idioma, raza, religión, estudios, conocimientos o experiencia, no nos quejemos de los gobiernos, de las ciudades sucias, el transporte público, los trabajos, el sueldo y mil cosas mas que decimos están mal, pero...¿qué estamos haciendo por cambiarlo? Nada!!.

Empecemos por cambiar nosotros, de actitud, valores, forma de vida, pensamientos y todo lo que hace que el entorno sea diferente, practiquemos diariamente la cordialidad y regala todos los días una sonrisa para el mundo, seamos más empáticos, que nos importen más las cosas, así estaremos creando un cambio en nosotros y en las demás personas.

Yo me siento bien dando los buenos días, las gracias y pidiendo las cosas por favor, aún cuando la otra persona no me responda igual yo le sonrío, nunca sabemos la batalla que está viviendo, y créanme, una simple sonrisa o una palabra amble hará su carga menos pesada o al menos llevadera.

Nada nos cuesta volver a enseñar valores en casa a los pequeños, les enseñamos únicamente a defenderse y precisamente por esto, porque hoy los niños son diferentes ya no tienen estos valores inculcados en casa.

Empieza por ti y luego transmítelo a alguien más.


"No es la altura, ni el peso, ni la belleza, ni un título o mucho menos el dinero lo que convierte a una persona en grande. Es su honestidad, su humildad, su decencia, su amabilidad y respeto por los sentimientos e intereses de los demás". - Madre Teresa de Calcuta.


¿Te atreves a comenzar a cambiar al mundo?

Espero sus comentarios y gracias por pasar a leer.


Cambio y fuera.








38 comentarios:

  1. Hay mucha desconfianza en todo cuanto nos rodea, intereses que nos alejan unos de otros.Es muy lamentable que perdamos lo importante de la vida, esas cosas sencillas que siguen haciendo feluz a muchos. Ojalà nos demos cuenta a tiempo

    ResponderEliminar
  2. nena, en mi país, la gente dice "ya no existen los valores" y difiero, los valores existen, sólo que debemos implementarlos nosotros mismos; ser modelos y voz viva de la fe, el respeto, la responsabilidad y así como tu dices, de la cordialidad. Las crisis existen pero está en nosotros saberlas llevar, ser cordiales no hará que (en mi país) la crisis desaparezca, pero si ayudará a que podamos ser empáticos unos con los otros, y esa es la clave para salir adelante. Excelente post.

    ResponderEliminar
  3. Creo firmemente que hay valores que no se pueden perder. También creo que son responsabilidad nuestra transmitirlos a las generaciones venideras. Un niño aprende como una esponja lo que se le enseña. Pero hoy en día parece que ya no es importante ni la cordialidad ni otros valores. Pero luego nos quejamos de lo mal educados que están los niños de hoy.
    Estoy totalmente de acuerdo contigo en lo que respecta la cordialidad y está muy bien que nos lo recordemos de vez en cuando.
    Gran reflexión.

    ResponderEliminar
  4. Hola guapa
    Que post tan bonito e interesante has hecho, coincido contigo en la importancia que tiene la cordialidad. Si todos fueramos un poco más cordiales con los demás, sin creernos superiores el mundo sería mucho mejor
    Y como bien dices esta en nuestras manos así que yo me apunto
    Un besazo

    ResponderEliminar
  5. Está claro que los grandes cambios comienzan por pasos pequeños como este que nos dices... trabajo cara al público y créeme que es mejor una sonrisa que ser una raspa o una seta, sacas mucho más y aplacas incluso al cliente / paciente más enfadado. Hace falta más cordialidad, amabilidad y muchas más sonrisas en este mundo para cambiarlo pero se puede.. muaksss

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    Me ha gustado mucho tu texto, da para reflexionar. La cordialidad muchas veces brilla por su ausencia y aunque me pasa como a ti que me siento bien dando las gracias, diciendo por favor, etc. También me da un poco de rabia que haya gente maleducada. Como dices, se ven muchas situaciones en las que se nota que las personas no tienen respeto por su entorno ni por otras personas. Es una lástima, esos valores se aprenden en casa y si no te los enseñan, vas por el mundo incordiando.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  7. Me a gustado mucho, yo creo que todos debemos hacer lo que nos hace sentir bien con nosotros y con lo que nos rodea, sin importar lo que los demás hacen o no hacen, de ese modo sin querer y al hacer lo que no hace felices estaremos creando una hora de buen rollo.

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola!
    La verdad es que la teoría por lo general solemos saberla al dedillo, lo malo es ponerlo en practica.
    Creo que la cordialidad es uno de los pilares para ya no solo para con los demás, sino como bien dices, para con nosotros mismos, que a veces nos olvidamos de ser cordiales con nosotros o empezar por apreciarnos, querernos, respectarnos más.
    Se deberían valorar e inculcar más esos valores, la verdad.
    Me ha encantado leerte.
    Besotes

    ResponderEliminar
  9. Me ha encantado! Lo comparto al 100%. Hoy en día se han pedido los valores. Parece que “no se lleva” el ser educado. Para mí, el pilar fundamental de la convivencia es el Respeto, la responsabilidad, la honestidad ... pero es verdad lo que dices. Que estamos haciendo para inculcarlo? Yo me atrevo a intentarlo. Gracias y enhorabuena por el artículo!

    ResponderEliminar
  10. Cada quien cambia su mundo externo al cambiar lo interno y su perspectiva, pareciara que la cordialidad no está de moda pero todo depende de lo que estemos construyendo a nuestro alrededor, si somos amables y cordiales de seguro eso es lo que la vida nos traerá de vuelta, y aunque alguien no nos conteste el saludo, más adelante habrá alguien que sí lo hará. Yo también soy de la generación de dar las gracias y los buenos días, y más porque mis padres me lo hayan dicho, repito el comportamiento que ellos tenían con los demás, así que la única forma de que nuestros hijos sean también cordiales es demostrando que los somos con los demás, con ellos y hasta con nosostros mismos, y de seguro nuestro mundo personal se nos vuelve un espejo. Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Muy interesante, tal cual como decis la unica vez que mas lo he escuchado fue cuando trabajaba para a una empresa que tenia de nombre y logo CORDIAL y lo usaban para toda comunicación. Se me pego mucho su saludo ¨Saludos Cordiales¨ y todo lo que viene en conjunto para poder dar una mejor atención al cliente. En lo personal creo que en ese ámbito funciona muy bien.

    ResponderEliminar
  12. Estoy de acuerdo con tu reflexión sobre la cordialidad. Hoy en día muchas personas no tienen valores ni tratan a los demás con cordialidad y es muy triste que así sea porque la cordialidad es la base para tener unas buenas y agradables relaciones sociales. Pero lo importante es que nosotros la apliquemos

    ResponderEliminar
  13. Maravilloso post, muy hermoso, me encantó. Primero que nada, bienvenida de regreso, entiendo eso de estar ocupada con el trabajo y por eso muchas veces descuidar un poco el blog, me pasa seguido pero a veces es necesario alejarse para volver con nuevas ideas y mas ánimo. Me encantó el post porque estoy de acuerdo en todo lo que dices, la cordialidad es algo tan importante que debemos tener como seres humanos y sobre todo enseñar a nuestros hijos porque forma parte de esos valores que se aprenden de niños y creo que es una manera de lograr aportar ese granito de arena para cambiar el mundo porque como dices, no estamos haciendo nada para cambiarlo y debemos comenzar a hacerlo. Gracias por compartir tan lindo post =)

    ResponderEliminar
  14. Sabes que me siento muy identificada contigo, a veces parezco poco tolerable pero de verdad, siento que este mundo cada vez es más difícil de vivir, gente mal educada, me da una rabia infinita cuando veo cascaras de pipas por todas partes, niños que gritan a sus padres y abuelos, gente que compra mascotas ( caprichos ) y luego las abandonan, poco respeto a los mayores, se pueden reclamar las cosas sin faltar ni mencionar a nadie, tanta violencia, no solo contra la mujer, contra los niños, no entiendo el odio tan absurdo a Inmigrantes, lesbianas, homosexuales, son personas por Dios. Y así con muchas otras cosas, te decepcionas y te baja la moral completamente..Asi que te entiendo perfectamente,,,besitos..

    ResponderEliminar
  15. Entiendo el malestar que genera el mal comportamiento de las personas en la actualidad, es una época donde parece que los valores se han perdido y el respeto por los demás y por el medio ambiente se ven cada día más mermados, la gente vive muy estresada y eso se puede notar en el trato de da y recibe de sus semejantes, hoy en día se hace raro encontrar personas tolerantes ojalá el panorama cambie para mejor, esta en nuestras manos ser el cambio que deseamos ver en el mundo.

    ResponderEliminar
  16. desafortunamente vivimos encimismados en lo que pretendemos como personas pero no en lo que el mundo necesita de mi, solo las necesitas individuales son las que surgen , los factores de crianza tambien no permiten que sintamos la cordialidad con otros como algo que surge con naturalidad, todos deseamos obtener un buen trato , pero cuantos estamos dispuestos a darlo?

    ResponderEliminar
  17. Y es cierto nadie es más ni menos que otros todos somos iguales , deveriamos tener un poco más de igualdad con todos y así tener una sociedad que un bien común

    ResponderEliminar
  18. Hola!!, considero que la CORDIALIDAD es uno de los valores que mas falta está haciendo en todos los sectores sociales, tanto en la escuela, en casa y en la sociedad en general. Creo que se ha venido perdiendo principalmente porque los padres no lo han enseñado a sus hijos, con el cuento de que no hay que exigirles nada para no "traumatizarlos", se esta cayendo en una descomposición general de los valores sociales.Es labor de los padres, maestros y de los mismos alumnos retomar esos valores civiles y sociales.

    ResponderEliminar
  19. Que preciosa reflexión Marahani,

    la cordialidad es un aspecto que se desatiende totalmente en muchas familias.

    Yo soy madre y me esfuerzo cada día en transmitírsela a mi hijo. Yo le digo que un "por favor", o "un gracias",mirando a los ojos, o un abrir la puerta son palabras y actos mágicos, porque te permiten que los demás te den lo que necesitas con alegría.

    Un abrazo.
    Séfora.

    ResponderEliminar
  20. Hola!Que bonito post y bueno en estos tiempos de apuros donde nos pasamos la vida buscando la dichosa felicidad perdida y cada quien velando por sus propios intereses, nos olvidamos completamente de bajar un poco la velocidad y reflexionar acerca de los valores y de la importancia de amar al prójimo como Dios manda espero que cada día más personas nos demos cuenta y retomemos nuevamente esos valores que nos hacen mejores personas a medida que en los hogares se hable más de este tema y con la ayuda de post como estos iremos tomando conciencia.
    Abrazos!

    ResponderEliminar
  21. Aix, la verdad es que hay muchas personas cordiales en el mundo pero las que mas recuerdo ahora son las que no lo son, trabajo en un hospital y de verdad que entendemos a pacientes y familiares pero a veces les faltaría un poco de cordialidad… cosas como las que comentas: dar los buenos días, las gracias, una sonrisa… son cosas que nosotros damos a diario pero que a veces… en fin, que no se donde se perdió la cordialidad pero deberíamos trabajarla!

    ResponderEliminar
  22. Que verdad encierran tus palabras, los niños de hoy día son levantados como por extraterrestres, la cordialidad no existe y es un valor que cada día tiende a desaparecer, si no nos pponemos en la tarea de educar mejor a los niños, mañana seremos un mundo rodeado de entes raros.

    ResponderEliminar
  23. Hola: la cordialidad se ha remplazado cada vez más con el bullyng entre los niños,jóvenes, etcétera, lamentablemente. Y depende de los padres en el caso de los que ya lo son o serán me incluyó Dios mediante. Inculcar este valor. Excelente publicación. Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  24. La cordialidad es la base de todas las relaciones. Siempre tenemos que fomentar este valor en todo el mundo y ser lo mejor posible con los demás. Recuerdo esa frase que dice que uno debe tratar como le gustaría ser tratado. Me encantó el post.

    ResponderEliminar
  25. La cordialidad está tan olvidada que ahora si una persona es cordial/amable con nosotros nos sorprendemos es como una rareza, y pues sí el cambio está en uno mismo y educar a nuestros hijos, porque las personas que son groseras y más que nada adultas está un poco difícil cambiar su educación pero si son pequeños pueden aprender a ser amables con los demás.

    ResponderEliminar
  26. Buen post. A mí también me duele que seamos tan egoistas muchas veces y miremos solo por nuestra propia comodidad inmediata, caiga quien caiga. Vamos a disfrutar de un día de campo y dejamos nuestra basura, viajamos en tren y ocupamos todos los asientos con nuestros trastos no dejando que nadie más se siente y cosas así... No sé si yo lo definiría tanto como cordialidad sino como empatía, respeto hacia el otro. Quizás lo que tenemos que hacer es el refuerzo positivo, o sea, valorar de verdad los pequeños actos de amabilidad para que los valores se pongan más de moda :)
    Un saludo,

    Cristina

    ResponderEliminar
  27. Hola wapa! Yo siempre soy cordial y siempre tengo una sonrisa en la boca! Y normalmente el mundo me la devuleve, asi que si somos cordial la gente nos respondera por igual o por lo menos eso pienso yo. bss

    ResponderEliminar
  28. hola, pues me ha parecido un post estupendo porque hoy en dia muchos valores se estan perdiendo y uno de ellos es la cordialidad, yo creo que muchos ya ni se acuerdan de lo que es, y mira que es fácil, a ver si con tu post al menos lo recuerdas a la gente y hacemos pequeños cambios

    ResponderEliminar
  29. Qué razón tienes! Y ese cada vez se lleva menos eso de ser cordial o amable, se han perdido los principios básicos de la educación.
    Ya Pasará factura tarde o temprano.
    Con lo fácil que es ser cordial con los demás...

    ResponderEliminar
  30. Hola guapa!
    Un post estupendo. Coincido contigo en la importancia que tiene la cordialidad.Ojalá todos fueramos un poco más cordiales y existiera un poco de empatía.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  31. Yo soy muy como tú, trato a todo el mundo como me gustaría que me trataran a mi, asi que por muy mal día que haya tenido, por momentos de bajón que tenga, los demás no tienen la culpa ni tienen porque saberlo.
    Así que mis modales intento que siempre sean correctos.
    B7s

    ResponderEliminar
  32. Estoy de acuerdo de que es posible reeducar a los pequeños, sobre todo porque la educación ahora en casa se basa en que vean la tele y aprendan lo que puedan, muy pocos padres se preocupan realmente por una educación consciente, equilibrada y llena de valores, yo la verdad lamento decir que veo muy poco de eso en los nenes de hoy en día y me parece genial que toques conciencia con este tema. No será fácil, claro que no, pero seguro se conseguirá.

    ResponderEliminar
  33. Es increíble lo que puede generar una acción positiva, las buenas maneras y sobre todo aprender a no perder la cordialidad. Tenemos que aprender a valorar y destacar las cualidades y de esta manera generar un ambiente mucho mejor con todos los que nos rodean,es vital.

    ResponderEliminar
  34. Hola guapa. Me ha encantado leer tu post sobre la cordialidad porque es uno de los valores más importantes. Tenemos que ser cordiales unos con otros y enseñar a nuestros hijos a que también lo sean. La frase de Madre Teresa de Calcuta es de mis favoritas. Besos.

    ResponderEliminar
  35. Hola. Muy interesante el tema, es muy penoso que haya perdido esas costumbres, pues de donde vengo decir cada palabra con respeto particularmente decirlo me hace sentir bien. Pero es lamentable que la mayoría lo hayan olvidado.. saludos bien tema.

    ResponderEliminar
  36. Hola! es una pena que valores como el de la cordialidad se estén perdiendo a pasos agigantados. A nosotros de pequeños nos enseñaron cosas que hoy en día no se están transmitiendo. Besos!!

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios y por estar aquí.