La lectura y escritura en nuestras vidas

¡Hola Mundo!

Hace unos días me quedé pensando en ¿qué tan importante es fomentar la lectura tanto en niños como en adultos?. Lo primero en que pensé es si hoy en día en las escuelas lo fomentan en los niños, de repente se concentran más en los idiomas y leen textos en otros idiomas y los comprenden, pero en esta parte no es estar tanto fomentando la lectura sino el aprendizaje del otro idioma, aún así no le resto importancia.

Es así, como me di a la tarea de preguntar a mis amigas que son mamás, ¿si a sus pequeños les fomentan la lectura en las escuelas?, en general me respondieron que "sí", lo que no supe es si lo hacen como antes; sí les estoy hablando de muchos años atrás en los que fui niña y recuerdo que había concursos en mi escuela de "lectura de comprensión", ahí si que te ponían a leer en serio y a entender el texto, los concursos de lectura de rapidez, de composición, era todo un reto y a parte muy importante para quienes participábamos en esos eventos, recuerdo que la mayoría de mis compañeros lo hacían.







La lectura y escritura es sin duda una de las habilidades del ser humano más importantes, ya que te permiten plasmar y diseminar el conocimiento, son capacidades que todas las personas pueden adquirir, no necesariamente es algo con lo que se nace. 


Los especialistas sugieren que es importante fomentarlo en los niños de manera tal que signifique un gusto para que ellos se vayan maravillando con el universo de conocimientos y experiencias que entrega un texto o un relato, cualquiera sea su tipo.
Poco a poco, la habilidad permite aprender cosas sobre el mundo que les rodea. La lectura, en particular, se convierte en un medio de incalculable valor para aumentar el deseo de saber.


En lo personal siempre me ha parecido importante el fomentarlo en los niños desde pequeños. En mi caso recuerdo que mi madre me compraba cuentos, esos que eran como historietas o cómics, obviamente elegía lecturas blancas y sanas, ella fue maestra de primaria durante 30 años, así que en mi casa jamás hubo video juegos, ni televisión por cable (de paga), absolutamente nada de eso y tanto mi hermano como yo estamos vivos y sanos, jamás lo necesitamos, pero claro, fueron otros tiempos muy distintos a lo que vivimos hoy en día; mi punto aquí es que crecí rodeada de libros y cuentos, el de "Alicia en el País de las Maravillas" era mi favorito y lo sigue siendo, las historietas que mi madre compraba para mí recuerdo que eran las de Memín Pinguin, Torombolo y sus Amigos, Ricky Ricon y Gasper y Aventuras de Capulinita (estos dos últimos eran mis favoritos), gracias a ellos aprendí a leer a los 5 años poco antes de entrar a la primaria, como anécdota recuerdo que era tal mi gusto por la lectura que estando en 2do. grado me llevaron a leer al grupo de 4to. grado como ejemplo porque ellos aún no leían bien, eso me puso feliz y me alimentó aún más la curiosidad. En la primaria fue donde nos inculcaron mucho el leer, debido a las actividades y concursos que mencionaba al inicio, ¡¡eramos felices con libros de lectura!!.


Llegué al punto del camino donde tuve que cambiar los cuentos e historietas por otro tipo de lectura, en la pequeña biblioteca que teníamos en casa se encontraba una enciclopedia que se llama "Los mil y un porqué", fue lo primero que comencé a leer que ya no era infantil y es lo más fascinante que pude haber encontrado, el título del libro lo dice todo, en ellos encontré cosas que jamás imaginé y además me dieron un tema de conversación general para todo tipo de personas; yo era la típica que llegaba diciendo "¿Sabías que....?, era mi forma de romper el hielo cuando decidí derribar mi pared de timidez y de persona introvertida. He ahí otro punto a favor de la lectura, no solo te aporta conocimiento sino también un tema de conversación para socializar con las personas. Es también muy importante dentro de la comunicación, porque a parte de mantener tu mente activa te ayuda a compartir con los demás.


Hoy tenemos opciones para leer, se puede hacer físicamente en los libros, revistas, periódicos y los medios impresos que existen, pero tenemos también la opción de hacerlo de forma virtual o en audio y eso es una gran ventaja. A mí en lo personal aún me encanta el olor a libro nuevo, amo esa sensación de tenerlo en mis manos y disfrutarlo. Por lo tanto; creo que ya no hay pretexto para no fomentar la lectura en nosotros mismos, en los pequeños y en las personas que nos rodean, es lo más fascinante del mundo, nos mantiene al día, despiertos, nos vuelve creativos y nos hace viajar a lugares que nunca nos hubiéramos imaginado y nos facilita la escritura, el poder crear historias con nuestras propias manos, justo como lo estoy haciendo hoy.

Y tú ¿fomentas y compartes la lectura?


Gracias por leerme. Nos vemos en la próxima.